Por qué la letra manuscrita sigue siendo importante en el siglo XXI

Actualizado: 16 jun

La letra cursiva es una herramienta crucial para el desarrollo cognitivo particularmente para entrenar el cerebro desde el punto de vista del rendimiento óptimo del mismo. Mediante el aprendizaje de la escritura en cursiva, el cerebro, desarrolla una especialización por áreas, que integra la sensación, el control del movimiento y el razonamiento.


Para escribir con la letra cursiva legible se necesita un cierto nivel de control de motricidad fina sobre los dedos. Los alumnos deben prestar atención y pensar qué están haciendo y cómo lo están haciendo.

Se ha observado, que aquellos niños que practican la escritura, la actividad neuronal es mucho más destacada y similar a la de los adultos.


También podemos decir, de la escritura cursiva, que las letras se encuentran entrelazadas, ésto desarrolla habilidades de control motor fino, la integración bilateral y visual, la planificación motora, la propiocepción, la atención sostenida y la percepción sensorial de los dedos.



6 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo